Archivo del Autor: Amaia Sánchez

De sinfonías y personas

Me aprovecho del espacio que me brinda el blog de mi agrupación local, JSE-Egaz Zona Minera para acercaros esta anécdota que escuche el pasado miércoles en una conferencia de la Fundación Ramón Rubial.

El presidente de una corporación industrial recibió dos entradas para una audición de la Sinfonía Inconclusa del maestro Schubert que haría la Orquesta Sinfónica en el Teatro Nacional. Como tenía una cita previa y no podía asistir al concierto, decidió regalarle las entradas al jefe del departamento de reingeniería de procesos de su firma.

Al día siguiente, el presidente le preguntó si había disfrutado del concierto y, en lugar de expresarle su agradecimiento, el ingeniero le dijo que le haría llegar el informe correspondiente a la audición. Decía así:

INFORME

Fecha: Mayo 24 de 2001

De: Director de Reingeniería

A: Presidente de la Junta Directiva.

Ref.: Análisis técnico de una Sinfonía inacabada o inconclusa.

Después de agradecerle su obsequio de las entradas para el concierto de Schubert al cual asistí con mi esposa anoche, en razón de mi cargo en esta compañía me veo en la obligación de hacerle mención de algunos problemas que percibimos desde el palco.

1. Durante largos períodos los oboes, no tenían nada qué hacer. Creo que se debería reducir el número de ellos y repartir el trabajo entre el resto de la orquesta, evitando así los frecuentes espacios de inactividad.

2. Observé además que los doce violines ejecutaban las mismas notas. En mi concepto esto es una duplicación innecesaria y el personal de esa sección debería ser drásticamente reducido. Si lo que se requiere es un mayor volumen de sonido, es mejor utilizar un buen amplificador.

3. Se hizo mucho esfuerzo en la ejecución de las semifusas: en mi opinión, este es un refinamiento excesivo. Por lo tanto, se recomienda redondear todas las notas a la fusa más cercana; de esta manera se podrían reemplazar los músicos expertos por músicos principiantes que resultan menos costosos.

4. Me parece inútil la repetición con instrumentos de viento de los pasajes que ya interpretaron las cuerdas. Si se eliminaran todos los pasajes redundantes, el concierto podría reducirse de dos horas a veinticinco minutos con los mismos resultados.

5. Encuentro también inútil la presencia física del ejecutante del triángulo, que trabaja poco y podría ser reemplazado por un oboísta en los tiempos que permanece inactivo.

6. Dado que cada músico tiene su partitura al frente, considero que el papel de director es inoficioso, puesto que su trabajo no añade valor a la orquesta, y ni siquiera la batuta que usa produce algún sonido.

Según este análisis, puedo afirmar que si el compositor Franz Schubert hubiera conocido la reingeniería, definitivamente habría podido concluir su sinfonía y ser más eficiente en el uso de la orquesta y el tiempo.

Atentamente,
Ing. Pérez, MBA
Director General del Depto. Reingeniería

En la conferencia “Educación XXI” Isabel Celaá hablaba del valor añadido en la educación, de que no se puede permitir que sólo se garantice la educación de las élites.  A mi me sirve para reflexionar sobre el factor humano, las diferencias que marcan las personas en los proyectos. Lo que suman, los matices. Cómo se quieren pervertir las sinfonías para simplificarlas, convertirlas en solos de violín, con la excusa de que sólo los elegidos, por su larga trayectoria, pueden ejecutar de la manera correcta, que siempre es la suya, las notas del concierto de muchos.

Euskararen eguna

Gaur, abenduak 3, euskararen eguna ospatzen dugu Euskadin. Meatzaldeko Gazte Sozialistek, guztiona den hizkuntza honi omenaia egin nahi diogu, politikarengandik bereiziz, kultura bezala bakarrak eta apartekoak egiten gaituen ezaugarri moduan aldarrikatuz. Izan ere, euskara arma gisa erabiltzeak ez du geure hizkuntza kaltetu baino egiten, eta ondorioz euskal gizarteari aipua kentzen dio.

Orain arte, gizarte bezala eman ditugun pausoek geure hizkuntzaren oinarria finkatu dute, geure izaeraren parte izaten jarraituko duela bermatu dute. Hemendik abiatuz normalizazioaren bidetik jarraitu eta guztion ahaleginaren bitartez, euskarari merezi duen garrantzia itzuli behar diogu, ez lengoaia zaharkitu eta agurgarri moduan, baizik eta zor diogun kemen eta gaurkotasunarekin.

Atzo bertan, ehun urtean behin gertatzen diren kasualitate bat izango balitz bezala, berbalagun programan parte hartzen zeuden neska-mutil batzuekin egin nuen topo arratsaldeko kafea hartzen nengoela, sarrera honetan zer kontatu behar nuen pentsatuz. Ez da gauza arraroa horrelako talde batekin topatzea, baina hain gazteak zirenez deigarria iruditu zitzaidan. Hamabost edo hamasei urte izango zituzten. ‘Zerbait ondo egiten ari garenaren seinale’ pentsatu nuen.

Lengoaiaren inguruan osatzen dugu gure nortasuna, batez ere gazteak garen bitartean hartzen ditugun erabakien bidez. Gaur egun gazte euskaldun guztiok daukagu euskara ikasteko aukera, eskola publiko zein pribatuetan, institutuetan eta euskaltegietan, baina aukera izateak ez du beti interesa pizteko ezta zabaltzeko balio, hau da aurretik daukagun erronka nagusia. Etorkizuna ez da gazteok euskaraz hitz egiteko ahalmena eta baliabideak izan ditzagun, baizik eta euskaraz bizitzeko nahia eta gogoa.

Día de la memoria – Memoria eguna

Apenas 21 días después del cese definitivo de la actividad armada de ETA nos encontramos celebrando la segunda edición del Día para la Memoria. La elección de la fecha no es aleatoria, la banda terrorista sólo nos dejó este día sin aniversarios que lamentar.

Es, sin embargo, decepcionante que llegue una fecha tan señalada con tan palpable falta de unidad. No ha sido posible una ofrenda ni un comunicado conjunto debido a pequeños matices pero también a algo mucho más fundamental: la definición de víctima.

Frente al Parlamento Vasco lucían esta mañana dos ofrendas florales reflejo de las diferencias ideológicas de lo que se entiende por víctima. A este respecto el lehendakari Patxi Lopez podría haber hablado más alto pero no más claro “El que muere queriendo matar no es una víctima, es un asesino frustrado”. También ha incidido en la importancia de recoger cada una de las experiencias de las víctimas de la violencia, para construir una “verdad compartida”.

Esta misma idea estuvo muy presente ayer en el EncuentroPORlaMemoria, que se llevo a cabo de la mano de Iñaki Gabilondo y la Cadena Ser en el teatro Campos Elíseos de Bilbao. Sociólogos e historiadores remarcaron la necesidad de registrar todos los relatos de todas las víctimas y quienes se hayan sentido perjudicados, para que lo que ha pasado aquí estos cincuenta años no se pierda sin remedio. Bien sabemos las consecuencias de cerrar las heridas en falso y aunque costará conseguir un relato común de los últimos 50 años, a nada nos lleva otro Pacto del Olvido.

En este día de la Memoria se siente la falta de un paso fundamental en el proceso, y es que la pelota de ninguna manera se encuentra en el tejado del Gobierno, la izquierda abertzale y el entorno de la banda terrorista tiene que hacer un reconocimiento del daño causado. El reconocimiento del daño es imprescindible para alcanzar algún día un relato compartido.
Reivindiquemos la Memoria como, en palabras del lehendakari, “muro de contención frente a posibles tentaciones totalitarias en el futuro”. El gran desafío para Euskadi es convertir la experiencia amarga en conciencia popular.

En medio de la incertidumbre

El pasado 15 de mayo, cientos de jóvenes se reunieron en diversas ciudades para reclamar profundas reformas en el panorama socioeconómico. El apoyo de personas de diferentes edades e ideologías ha dado continuidad a lo que es ya un movimiento social que se mira en el espejo de las exitosas concentraciones de algunos países árabes.

La decisión de expresar de esta manera el hastío que un gran número de personas siente por la política se enmarca en el conjunto de opciones que tienen los descontentos para hacerse oír. Y es que, con un bipartidismo muy marcado, se necesitan contundentes golpes de efecto para que esta percepción se tambalee en la mente de las personas. La manifestación es una forma legal y efectista, que, por su continuidad, ha comenzado a incomodar a los estandartes del bipartidismo que ya buscan puntualizaciones para limitar un derecho constitucional.

Túnez y Egipto son dos ejemplos que incitan a la concentración, pero hay que tener en cuenta la diferencia de los contextos. En estos países, el insistente movimiento social consiguió desbancar dictaduras asentadas, contra las que las razones para una protesta reiterada eran más poderosas, ya que los derechos básicos y la calidad de vida eran –y aún son- menores. Un buen ejemplo para entender la diferencia es la protesta de la Asociación de comerciantes textiles que pide el desalojo de los manifestantes de la Puerta del Sol. Este hecho hubiese sido impensable en un lugar donde se carece de libertad y bienes básicos. Pero, cuando estos factores están garantizados, pedir más ya no es tan apremiante.

Si se siguen utilizando como referencia los dos países africanos, no se debe pasar por alto que a la defenestración de los dictadores no ha seguido una democratización de sus gobiernos. Y mientras en Túnez aún no se ha depurado por completo el Ejecutivo, en Egipto todavía comanda el país una junta militar. De ello se debe deducir que las protestas pueden impulsar a algunas reformas políticas, pero no a la garantía de que los logros no sean más que difusos avances.

Con el fin de que el ‘Movimiento 15-M’ pueda conseguir alguno de sus objetivos, capeando la antipatía de algunos ciudadanos y adversas lagunas legales, las reivindicaciones deben ser coherentes con sus posibilidades de fructificación. Hasta el propio Rajoy señaló que algunas reclamaciones son negociables. Además, si el movimiento presume de ser plural, dando cabida a conservadores descontentos y convencidos troskistas, el equilibrio debe regir las propuestas presentadas. No creo que sea oportuno hablar de República, por innegociable e impopular entre los sectores del movimiento más tradicionalistas. Si los manifestantes se esfuerzan en la consecución de algunas reformas sociales y políticas factibles, y después se encargan de supervisar su mantenimiento, se habrá cristalizado una primera fase de logros impelidos desde la calle, a la que otras personas en el futuro podrán plantearse dar continuidad.

La falta de perspectiva temporal nos atasca en el presente, y nos olvidamos de que hay un mañana. En muchas ocasiones, se reivindican derechos que en el momento presente no son viables, pero hacia los que se puede caminar asentando las bases de un proceso que futuras generaciones deberán continuar. Incluso la democracia ha necesitado el esfuerzo de varias generaciones para encontrar cabida en el planteamiento político de los estados.

Los manifestantes de la Puerta del Sol y otros lugares cuentan con el tiempo. La lección que aporta la historia es que su transcurso es una carrera hacia delante. Cada vez, hay más estados democráticos, los derechos sociales, económicos y políticos cuentan, con el paso de las décadas, con una mayor implantación, se busca el destierro de la violencia como instrumento de coacción política. Todos estos datos deben invitar al trabajo, pero al trabajo paciente, porque una labor coherente a favor del cambio puede motivar que lleguen nuevas reformas políticas, acorde con la inercia de la historia. Pero si esa tarea se descuida a favor de una búsqueda descabellada de cambios, el choque entre instituciones políticas y manifestantes puede frenar los avances. No se trata de ambicionar un definitivo ‘Mayo del 68’, sino de lograr que un anhelo de progreso recorra el espíritu de los ciudadanos y continuos pequeños ‘mayos’ contribuyan a la evolución natural de la sociedad.

Erlantz

Día Internacional del Reciclaje

Hoy día 17 de mayo de 2010 celebramos el Día Internacional del Reciclaje y, por desgracia, lo hacemos muy discretamente, compartiendo fecha en las agendas con el Día de Internet y el Día contra la Homofobia.

Nuestro modelo económico, basado en la expansión sin límites del mercado, hace que se generen residuos que conllevan tanto el agotamiento de materias primas como la acumulación de basuras.

El reciclado es la transformación de los residuos y es fundamental, ya que permite el ahorro de materias primas y disminuye el gasto de energía y agua, al mismo tiempo que reduce la generación de residuos y la contaminación añadida. Se minimiza la necesidad de los vertederos y la incineración. Disminuye las emisiones de gases de invernadero que contribuyen al cambio climatológico global y, lo más importante: ayuda a sostener el medioambiente para generaciones futuras.

Para reciclar es necesario realizar una recogida selectiva de los residuos que generamos, que consiste en la separación en origen de los diferentes materiales que desechamos. Ha llevado tiempo y esfuerzo, pero se ha conseguido que reciclar en casa sea un (muy saludable) hábito.

Recordemos las tres “R” de la Ecología:

  • Reducir al máximo el consumo, seleccionando en la compra productos que tengan un menor impacto ambiental y evitando generar basura innecesaria.
  • Reutilizar, empleando repetidamente o de diversas formas distintos productos consumibles.
  • Reciclar, utilizando los residuos como materia prima para la elaboración de un producto que puede ser igual o distinto al inicial.

A Reciclar!

http://viviendaymedioambiente.wordpress.com/

Un año de cambio

Hoy se cumple un año del gobierno del cambio.

Hicimos que sucediese.

Un año de proyectos para la Euskadi de todos.

Primer aniversario de los muchos que vendrán.

Despedidas… y bienvenidas

En una fecha siempre tan histórica como el 23F (esta vez 29 años después) hoy se anuncia la decisión de la edil de Lasarte-Oria de dejar la alcaldía y ejercer como delegada de la Sociedad para la Promoción y Reconversión Industrial (SPRI) en la oficina de Chile-Perú.

Ana Urchueguía fue la primera mujer en ostentar ese puesto tras la llegada de la democracia y durante 24 años, de forma ininterrumpida, ha conseguido que un pueblo “que no tenía absolutamente nada, haya pasado a contar con un nivel de servicios equiparable a San Sebastián”.

Del cuarto de siglo gobernando en Lasarte-Oria prefiere quedarse con “lo bueno”, aunque nunca olvidará lo que hoy todavía tiene “muy presente”, el asesinato por parte de ETA de su teniente de alcalde Froilán Elespe en 2001. Ana Urchueguía ha sido uno de los principales exponentes de la firmeza antiterrorista en Euskadi.

En su comparecencia frente a los medios ha explicado que con anterioridad había rechazado otras propuestas, como la de ocuparse de la Viceconsejería de Comercio y Turismo, de un escaño en el Senado, de un puesto en la ONU y de responsabilidades relacionadas con la cooperación, y que ha aceptado la de la delegación vasca en Chile y Perú porque va a desempeñar labores de gestión.

Queremos decirle adiós haciéndole saber que en nuestra corta andadura ha sido un referente para nosotros. Algunos nunca olvidaremos el VI Congreso del PSE-EE.

Sin embargo hoy estamos contentos: “ha llegado el momento de dar paso a la gente joven”, es tiempo de cambio y será nuestro compañero Jesús María Zaballos (qué orgullo para nosotros poder llamarle así!) quién se convertirá en el nuevo alcalde del municipio guipuzcoano. Jesus es licenciado en Derecho y máster en Urbanismo y Gestión Inmobiliaria. Es uno de los miembros más jóvenes de la corporación y se enfrenta al cargo con “ilusión” y la “confianza” en un equipo de gobierno que le apoya y con el va a seguir haciendo “una gran labor”.

Sabemos que así será! ÁNIMO!

(Diario Vasco, 23/02/2010)